buscar

Noticias, actualidad, reseñas...

Facebook Twitter

El violonchelista Pablo Ferrández es galardonado con el Premio Princesa de Girona de las Artes

RFedacción, 7 de febrero 2018

El joven violonchelista madrileño Pablo Ferrández ha sido reconocido hoy con el Premio Princesa de Girona de las Artes.

Se premia su talento excepcional, su capacidad de conmover y su emprendimiento liderando proyectos musicales. El jurado ha estado formado por el director de la Academia de las Artes Escénicas de España, Jesús Cimarro; la periodista Montserrat Domínguez, el arquitecto Rafael Moneo; el director artístico adjunto del Palau de la Música, Víctor García de Gomar, el escritor Luis Alegre, la cineasta Gracia Querejeta, el director de orquesta Andrés Salado y la actriz Maribel Verdú.

Con una técnica superior y una madurez impropia de su edad, Pablo Ferrández es descrito como “un solista que siempre pone sus cualidades al servicio del compositor.” “La vanidad personal es ajena a Ferrández” (jurado del Rheingau Festival Award).

Nacido en Madrid en 1991, en una familia de músicos, Pablo ingresó con tan solo 13 años en la prestigiosa escuela Superior de Música Reina Sofía donde estudió con Natalia Shakhovskaya. Posteriormente continuó sus estudios en la Kronberg Academy, donde se ha formado con Frans Helmerson, gracias a la Fundación Casals y a Juventudes Musicales de Madrid.

Galardonado con el premio ICMA 2016 al “Joven Artista del Año”, Pablo Ferrández hizo historia siendo el primer español premiado en el XV International Tchaikovsky Competition.  Elogiado por su autenticidad, Pablo es considerado por la crítica como “uno de los mejores violonchelistas” (Rémy Louis, Diapason Magazine). A sus 26 años continúa su brillante carrera colaborando con artistas de renombre y orquestas de prestigio internacional.

Su primer CD, con los conciertos para violonchelo y orquesta de Dvorak y Schumann, grabado con la Stuttgart Philharmonic Orchestra dirigida por Radoslaw Szulc, recibió una entusiasta acogida por parte de la crítica internacional.

Ferrández mantiene una sólida relación artística con Gidon Kremer, uno de sus mentores, y con Anne Sophie Mutter, que dijo de él: “Pablo Ferrández es realmente especial…gran sonido, vibrato refinado, técnica perfecta, y un músico auténtico”.

Pablo Ferrández toca el Stradivarius “Lord Aylesford” (1696) gracias a la Nippon Music Foundation.

Ferrández presentó su CD con el concierto de Dvorak en la primera temporada de presentaciones de La Quinta de Mahler:

http://laquintademahler.com/shop/evento.aspx?id=18