buscar

Opera Rara | OPERA | ROMANTICA Y NACIONALISTA (3 CD)

Facebook Twitter

precio

53,85 €

Linda di Chamounix
Gaetano Donizetti


REF.: ORC 43
EAN 13: 0792938004327
Si realiza el pedido hoy, este producto estará listo para ser enviado el lunes 09/12/2019


FECHA DE PUBLICACIÓN
15/06/2011

INTÉRPRETES

Eglise Gutiérrez
Ludovic Tézier
Stephen Costello
Marianna Pizzolato
Alessandro Corbelli
Bálint Szabó
Elizabeth Sikora
Luciano Botelho
Orchestra and Chorus of the Royal Opera House, Covent Garden
Sir Mark Elder, director



CONTENIDO
Gaetano Donizetti (1797-1848):

Linda di Chamounix
Melodrama semiserio en tres actos
Libreto de Gaetano Rossi

3 CD - DDD


RESEÑA (La Quinta de Mahler)

La discografía donizettiana de Opera Rara llega con Linda di Chamounix a su 19º título, y alcanzará la veintena después del verano con el lanzamiento de Maria di Rohan. Este no casual emparejamiento resulta de total coherencia, pues se trata de los únicos dos títulos que el compositor bergamasco escribió para Viena, ya en sus últimos años de vida activa.

Linda di Chamounix fue estrenada el 19 de mayo de 1842 en el Teatro de la Puerta de Carintia (Kärnerthortheater), al que Donizetti acudió –como director de la temporada de ópera italiana que tradicionalmente tenía lugar entre abril y junio– a solicitud del empresario de ese teatro y de la Scala de Milán, su compatriota bergamasco Bartolomeo Merelli, otrora libretista de sus primeros trabajos operísticos. Donizetti, ya triunfador en París, aspiraba a ser reconocido también en la que, además de capital del imperio del que como lombardo era súbdito (cabe preguntarse cuál hubiera sido su postura política de haber vivido en plenitud de facultades una docena de años más), era la ciudad que durante medio siglo había marcado el rumbo de la vida musical europea y contaba con un público musicalmente muy entendido.

Dos fueron los elementos determinantes en la composición del nuevo fruto donizettiano: en primer lugar el tener muy en cuenta, en la elección del asunto, la pacata mentalidad biedermeier de la Viena del Antemarzo; aunque el melodrama romántico, con sus excesos, hacía furor en toda Europa, y por ende también entre el público vienés, Donizetti aspiraba a presentarse ante la corte imperial con un trabajo que le permitiera ser plenamente aceptado como un músico oficial, y por ello eligió un drama “mélé de chant” (es decir, con números musicales intercalados) en cinco actos titulado La Grace de Dieu (París, 1841), de D’Ennery y Lemoine, que describía las tribulaciones de una virtuosa joven saboyana de humilde origen objeto de deseo de un aristócrata. Pero también pesó en su ánimo la necesidad de estar a la altura exigida por la elevada preparación musical del público y la crítica de Viena, en suma de “germanizar” su modo de componer, tarea nada difícil para quien, como alumno del bávaro Mayr, había sido educado en la mejor tradición del clasicismo vienés.

La elección del tema determinaba el carácter sentimental o larmoyante de la nueva obra, última ópera semiseria de su autor en la que se alternan los elementos patéticos (la locura transitoria de la heroína, el honor amenazado y aparentemente vilipendiado de su familia, el huérfano músico mendicante) con los bufos, al hacer del rijoso perseguidor un personaje cómicamente inofensivo, y todo ello con el consabido final feliz que contempla el triunfo de la virtud y la boda interclasista. Las inverosimilitudes de la trama original quedan aún más reforzadas en el texto de Gaetano Rossi, que hace de la protagonista una verdadera simple; el gran donizettiano William Ashbrook reconoce que la obra exige del auditorio una notable “suspension of disbelief”.

Pero si el libreto ofrece numerosos flancos a la crítica, Donizetti consigue dotar a la ópera de una de sus partituras más cuidadas e inspiradas; en múltiples sentidos: ante todo por el cuidado puesto en el trabajo sobre las estructuras formales, aquí puestas al servicio de la progresión dramática, trátese de las arias –en las que el rutinario esquema bipartito cavatina-cabaletta da paso a eficaces piezas de sólo uno u otro elemento–, de los dúos –muy numerosos y de los más diversos géneros y formatos–, de pintorescas escenas corales o amplias secciones orquestales de carácter descriptivo; pero también por el cuidado en la orquestación, por la presencia de una de las mejores oberturas donizettianas (extraída de un cuarteto de 1836), por la utilización de motivos recurrentes o reminiscentes que sueldan sólidamente la trama tanto desde el punto de vista dramático como musical, y, sobre todo, por la multitud de felicísimas ideas musicales que van punteando la entera partitura, y que han ido quedando en nuestra memoria de aficionados. Y los resultados obtenidos por Donizetti con semejante apuesta sobrepasaron con creces sus expectativas, dado el clima triunfal en que transcurrieron las funciones, que le procuraron los anhelados nombramientos como Kammerkapellmeister y Hofcompositeur de la corte vienesa.

Linda di Chamounix, que requiere de seis voces solistas en exigentes cometidos, ha tenido desde 1953 una docena de grabaciones, que nos han permitido disfrutar de grandes intérpretes de diversas generaciones, de Carosio a Devia y Gruberova, de Valletti y Kraus a M. Álvarez, de Taddei a Bruson y de Capecchi a Corbelli. La decimotercera, que ahora nos ofrece Opera Rara, cuenta con una importante baza en la rectoría del nuevo director artístico del sello, Mark Elder, quien ya en 1997 nos ofreciera una primera versión al frente de la Orchestra of the Age of Enlightenment, ahora al frente de la Orquesta y Coro de la Royal Opera House Covent Garden, y que ha reunido un notable plantel de jóvenes voces, equipo en el que Alessandro Corbelli representa la veteranía en su nueva encarnación discográfica del bufo Boisfleury, excelente en la caracterización aunque ya un tanto corto de aliento en los pasajes agudos. Linda es Eglise Gutierrez, la soprano cubana ya conocida de los aficionados madrileños por haber encarnado a la Elvira de Puritani junto a Flórez el año pasado en el Real; se trata de una voz de cierta anchura y color en el registro central, pero capaz de adelgazar en los pasajes de coloratura y de brillar en una zona sobreaguda segura y bien timbrada, que sabe dar el carácter adecuado a los diferentes estados de ánimo de la protagonista desde la inicial ingenuidad al desvarío, pasando por la dignidad y el dramatismo en sus sucesivos enfrentamientos del segundo acto. Por su parte el americano Stephen Costello cumple como un solvente Carlo, un rol en el que tiene que competir con importantes antecedentes discográficos. El notable barítono francés Ludovic Tézier es Antonio, el padre de Linda, papel que desempeña con nobleza de acentos y suficiencia vocal, aunque quizá sin el pleno color y la italianità exigidos por un rol que es directo antecedente del Miller verdiano. Completan el reparto la contralto rossiniana Marianna Pizzolato como un maravilloso Pierotto y el bajo Balint Szabo, rumano de nacimiento y húngaro de etnia, en un excelente Prefetto. La versión ofrece el atractivo de incorporar el larghetto “Nel silenzio della sera” que precede a la escena de la locura al final del segundo acto, mientras que se ha optado, sin mayor explicación, por suprimir la romanza “Cari luoghi” que abre la presentación de Pierotto en el primero. Una notable versión; el 13 le sienta bien a Linda.

Santiago Salaverri

---

One of the biggest successes of Donizetti’s career, Linda di Chamounix was performed all over the operatic world in the decades following its 1842 Viennese premiere, then fell into neglect; the live concert performances recorded by Opera Rara at Covent Garden, in 2009, were its first there since 1887.

This is one of Donizetti’s finest achievements, aimed at the musically sophisticated Viennese public and featuring some of his best arias, ensembles and choruses, including the brilliant soprano showpiece ‘O luce di quest’anima’; in this semi-seria opera this much-admired aria is sung by Linda (Eglise Gutiérrez), who has fallen in love with Carlo (Stephen Costello – a recent Richard Tucker Award winner) believing him to be a painter, though he is in reality a nobleman. Packed off to Paris to stop her falling into the clutches of his uncle, the dubious Marchese de Boisfleury (Alessandro Corbelli), Linda is discovered in compromising circumstances by her father Antonio (Ludovic Tézier), who curses her, causing her to lose her reason. Supported by the loyal Pierotto (Marianna Pizzolato), Linda returns to Chamounix and sanity and, eventually, to the arms of the man she loves. Sir Mark Elder conducts the recent critical edition of this outstanding score.

The 3CD set comes with a lavishly illustrated book including a complete libretto with an English translation, comprehensive article and synopsis by the eminent 19th-century musical scholar, Jeremy Commons.

descuentos especiales

53,85 €

Opera Rara
Linda di Chamounix
Gaetano Donizetti

25,90 €

Opera Rara
Gaetano Donizetti
Rita
79,75 €
75,76 €

53,85 €

Opera Rara
Linda di Chamounix
Gaetano Donizetti

25,90 €

Opera Rara
Gaetano Donizetti
Rita

35,90 €

Opera Rara
Maria di Rohan
Gaetano Donizetti
115,65 €
104,09 €

+ del mismo compositor

16,95 €
Arcana
Harmonie & Turcherie
Obras para harmonie
25,90 €
Opera Rara
La Partenza
El salón romántico
9,95 €
Accent
Ariette e Cavatine
Schubert; Bellini; Rossini; Beethoven; Donizetti

+ del mismo sello

35,90 €
Opera Rara
Adelaide di Borgogna
Gioachino Rossini
25,90 €
Opera Rara
La Potenza d'Amore:...
Il Salotto - Vol.2
25,90 €
Opera Rara
Il Salotto: Volumen 1
Mercadante: Les Soirées Italiennes
LA QUINTA DE MAHLER

Nuestro espacio

La Quinta de Mahler
Teléfonos:
91 8053899
91 8961480

Nuevo local
Galileo 46
28015 Madrid

Horario
Lunes a viernes
11:00-14:00
17:00-20:00
Sábados
11:00-14:00
Festivos cerrado