buscar

Neos | SIGLOS XX Y XXI | SINFONICA (1 SACD)

Facebook Twitter

precio

17,95 €

Alberto Ginastera
Popol Vuh; Cantata para América Mágica


REF.: NEOS 10918
EAN 13: 4260063109188
Si realiza el pedido hoy, este producto estará listo para ser enviado el lunes 23/09/2019

La potencia incontenible de los mitos precolombinos se traslada aquí al lenguaje de la modernidad. En su obra tardía Popol Vuh (1975-1983) Alberto Ginastera expone los orígenes del pueblo maya y Stefan Asbury pone en estado de ebullición a la Orquesta Sinfónica de la WDR de Colonia. Por su parte la dramática Cantata para América Mágica (1960), inspirada en textos de Mercedes de Toro, trata sobre la voz humana en esta civilización ya desaparecida. Plegarias y cantos de amor o de despedida son interpretados aquí por Rayanne Dupuis, acompañada por un conjunto instrumental tan abigarrado como vibrante constituido por las percusiones de la Escuela Superior de Música de Colonia, el “Ensemble S” y el dúo Bugallo-Williams al piano.

FECHA DE PUBLICACIÓN
12/11/2009

INTÉRPRETES

Rayanne Dupuis, soprano
Bugallo-Williams Piano Duo
Ensemble S. Schlagzeugensemble der Musikhoschules Köln
Orquesta Sinfónica de la WDR de Colonia
Stefan Asbury, director



CONTENIDO

Alberto Ginastera (1916-1983):

1-7. Popol Vuh, op. 44 (1975-1983), La creación del Mundo Maya (25'16'')
8-13. Cantata para América Mágica, op. 27 (1960), para soprano dramática y orquesta de percusión
Basada en poemas de Mercedes del Toro sobre manuscritos antiguos precolombinos

1 CD - SACD / DDD / Stereo Multichannel - 49'46''


RESEÑA (La Quinta de Mahler)

Alberto Ginastera (1915-1983) fue, en sus juveniles años de 1930/1940, un renovador vanguardista del nacionalismo musical argentino. Luego derivó hacia fórmulas más cosmopolitas, sin olvidar a sus maestros: Stravinski, Bartok, Prokofiev, el uso muy personal del atonalismo y la composición aleatoria. Al final de su parábola volvió a los paisajes del telurismo americano, pero no ya para dar solución criolla a su tarea, como lo hiciese al inicio, sino orientándose de lo argentino a lo continental y visitando el mundo siempre intacto de los mitos.

Un anticipo de tal culminación lo da en 1960 con su Cantata para América Mágica, obra para voz solista y conjunto complejamente orquestal que utiliza textos precolombinos traducidos al español por Mercedes de Toro. Es una obra mestiza, que alterna una recitación de espinosa línea con momentos de un lirismo intimista y siempre proclive al desgarro visionario, y con interludios de una densidad climática conseguida mediante pequeñas células melódicas y un uso suntuoso de las timbraciones: pianos, percusión, cuerdas.

La cima de su trayectoria se da en Popol Vuh o Libro del consejo, encargada por Eugene Ormandy para la orquesta de Filadelfia. La obra, proyectada en ocho partes, quedó terminada hasta la séptima y bocetada para la final a la muerte del compositor pero quien la estrenó, Leonard Slatkin con la Sinfónica de Saint Louis (1989) decidió acertadamente que lo hecho por Ginastera constituía un conjunto pleno y dejó sin revisar los bocetos, evitando pastiches y refritos. Así se ofrece en esta versión.

Imponente y de una decisiva contundencia es el adiós de Ginastera a la música. Un dispositivo imprevisto reúne a las cuerdas y los metales con cincuenta instrumentos de percusión, arpa y piano. Es de imaginar la incontable cantidad de soluciones tímbricas y climáticas que este artefacto consigue en las manos sapientísimas de Ginastera, a quien algunos colegas –no me corresponde opinar: me caben las generales de la ley– juzgan el mayor músico de América Latina.

Nada mejor que acabar volviendo al comienzo, que cerrar la parábola en el punto de partida, que poner como broche de la historia una construcción mítica. Ginastera, en la más majestuosa de sus partituras, ha reunido al Wagner que abre El oro del Rhin (”en el comienzo era la música”) que narra el origen del universo y el del arte sonoro, todo por junto, con el Chávez de la Toccata para percusión, virguería del golpe y el ritmo que da lugar al cuerpo que baila y esboza el canto, con el Stravinski de La consagración de la primavera, que imagina la primigenia melodía de la humanidad prehistórica. Pero le añade un elementos aborigen americano que sobre el fangoso fundamento de la vida va dando ínfimas puntadas de frase, súbitas explosiones, místicas calmas y una sorda y secreta decisión fatal que lleva a la apoteosis.

Desde Slatkin (1990) no se grababa esta obra y la iniciativa de NEOS con el aporte mecenático de la Fundación BBVA hace posible recorrer este par de trabajos fundamentales hechos desde América para la más alta música del siglo XX.

Blas Matamoro

descuentos especiales

17,95 €

Neos
Alberto Ginastera
Popol Vuh; Cantata para América Mágica

17,95 €

Neos
York Höller
Sphären; Der ewige Tag
35,90 €
34,11 €

17,95 €

Neos
Alberto Ginastera
Popol Vuh; Cantata para América Mágica

17,95 €

Neos
York Höller
Sphären; Der ewige Tag

16,95 €

Neos
York Höller
Topic; Horizont; Mythos; ...
52,85 €
47,57 €

+ del mismo compositor

17,95 €
Orfeo
Alberto Ginastera
Música de cámara y canciones

+ del mismo artista

17,95 €
Neos
York Höller
Sphären; Der ewige Tag
17,95 €
Orfeo
Suor Angelica; Preludio...
Giacomo Puccini
13,95 €
Verso
Tesela
30º aniversario Orquesta Sinfónica de Euskadi

+ del mismo sello

16,95 €
Neos
Peter Ruzicka
Obras orquestales, vol. 2
16,95 €
Neos
Rolf Hind
Música orquestal y de cámara
16,95 €
Neos
Friedrich Cerha
Música de cámara con clarinete
LA QUINTA DE MAHLER

Nuestro espacio

La Quinta de Mahler
Teléfonos:
91 8053899
91 8961480

El local de la calle Amnistía, 5 de Madrid está cerrado al público por finalización del contrato de arrendamiento. Reabriremos en una nueva ubicación física en Madrid lo antes posible.

Durante este tiempo, seguiremos atendiendo sus pedidos web y telefónicos.

Horario de atención telefónica:
Lunes a viernes
10:00-15:00