buscar

Vanitas | BARROCA | CAMARA | MEDIEVAL Y RENACENTISTA (1 CD)

Facebook Twitter

precio

15,95 €

Ingenium
Obras de Pachelbel, Mealli, Böhm, Döbel...


REF.: VA-03
EAN 13: 8436001539522
24 horas: Si realiza el pedido hoy, este producto estará listo para ser enviado el viernes 20/09/2019


FECHA DE PUBLICACIÓN
02/04/2013

INTÉRPRETES

Divina Mysteria

Pavel Amilcar, violín
Montse Colomé, chelo
Thor Jorgen, viola da gamba y violone
Pablo Zapico, archilaúd y guitarra barroca
Andrés Alberto Gómez, clave y órgano


DATOS DE PRODUCCIÓN

Grabación realizada en Junio de 2011 en la ermita de San Antonio Abad de Chinchilla (Albacete) por Pascual Lorenzo asistido por Carlos Andrés Gómez. Montaje digital: Pavel Amilcar y Andrés Alberto Gómez.


CONTENIDO

Ingenium
Obras del stylus phantasticus

1 Toccata en Re menor - Johann Pachelbel (1653-1706) 1,53
2 Sonata quarta La Biancuccia - Giovanni Antoni Pandolfi Mealli (c.1630-c.1670) 7,42
3 Toccata per spinettina, è Violino - Girolamo Frescobaldi (1583-1643) 3,49
4 Sonata VI - Giovanni Battista Fontana (1571-1630) 6,27
5 Praeludium en Do mayor - Georg Böhm (1661-1733) 2,25
6 Sonata IV - Heinrich Döbel (1651-1693) 7,15
7 Toccata - Johann Jacob Froberger (1616-1667) 3,33
8 Sonata I - La Anunciación Heinrich Ignaz Franz Biber (1644-1704) 6,17
9 Praeludium Nr.2 - Franz Tunder (1614-1667) 3,29
10 Nun Komm, Der Heiden Heiland - Nicolaus Bruhns (1645-1694) 3,58
11 Sonata Quinta, Unarum Fidium - Johann Heinrich Schmelzer (c.1620-1680) 10,33
12 Toccata - Johannes Hieroniymus Kapsberger (1580-1651) 3,27
13 Sonata I - Ignazio Albertini (1644-1685) 8,05

1 CD - DDD - 69'32''


RESEÑA (La Quinta de Mahler)

Ingenium, el discurso ingenioso en el stylus phantasticus.

... todo es compostura y ficción de ingenios ...
El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha
Miguel de Cervantes

Un estilo musical es una codificación de un lenguaje particular y sus propios modelos de significación. Una manera de cohesionar una serie de preceptos identificativos con el fin de expresar y transmitir una versión concreta, una postura definida y determinada sobre una experiencia musical específica.

La delineación del stylus phantasticus parte de una sistematización y clasificación de la teoría musical ligada a la vorágine trasformadora y vanguardista que conlleva la primera mitad del siglo XVII. Este escenario teórico sirve de punto de partida para el modelo clasificatorio de los estilos que estructura Athanasius Kircher en su Musurgia Universalis en 1650. Siendo aquí donde se nombra y define por primera vez al sylus phantasticus.

“Es el más libre y desenfrenado (sin restricciones) método compositivo, ligado a nada, ni a palabras, ni a sujetos armónicos. Está constituido para mostrar ingenium (inventiva) y el diseño oculto de la armonía, así como el ingenio de la composición armónica de las frases y fugas. Está dividido entre aquellas piezas conocidas comúnmente como Phantasias, Ricercatas, Toccatas y Sonatas.”

La definición que hace Kircher del sylus phantasticus promueve la idealización de éste como un modelo compositivo que pertenece al orden de lo ingenioso, desenfrenado e improvisatorio, en contraposición con lo que podría tener una estructura regular y definida. Un modelo que tiene por referencia a la tradición compositiva de música para teclado, y en específico de géneros musicales como la toccata y la fantasia, siendo Claudio Merulo, Girolamo Frescobaldi y Johann Jacob Froberger tres de sus más determinantes expositores. Promotores de un estilo que permearía una parte significativa del desarrollo del repertorio violinístico del siglo XVII.

El stylus phantasticus aparece como modelo compositivo desde distintos lexicógrafos y teóricos musicales que avalan y resignifican la definición Kircher, quien hace una lectura del estilo con base, principalmente, en el perfil ingenioso del compositor. Sin embargo, el pensamiento postkircheriano que teoriza sobre este estilo, va conformando poco a poco su definición a partir de la responsabilidad afectiva no solo del compositor, sino también extralimitándola al interprete de la composición misma.

El carácter afectivo del stylus phantasticus adopta, aún más claramente que en Kircher, una connotación de inventiva compartida entre intérprete y compositor, una relación dialógica que Johann Mattheson va a definir como una culminación estilística de la improvisación y la manifestación del virtuosismo expresivo tanto instrumental como compositivo.

El presente programa quiere realizar una lectura del Stylus Phantasticus a partir de la interpretación de obras compuestas para violín y bajo continuo creadas durante diferentes momentos del siglo XVII, de las que consideramos que el uso del stylus phantasticus ha sido llevado a la práctica por sus autores. Es posible observar una modesta, aunque significativa muestra de posibilidades afectivas donde este estilo ha podido tener injerencia. Una variedad de posibilidades que resultan en recursos compositivos e interpretativos concretos. Recursos que se desprenden de una intención de mostrar la fantasía creativa del compositor y la habilidad e improvisación del intérprete para transmitir esta inventiva. Recursos como el del manejo arbitrario e imprevisible de una sucesión armónica determinada o el despliegue de una línea melódica sobre un acorde que permanece como pedal, sobre el cual se hace posible cualquier diseño rítmico y melódico que acontezca en el imaginario del compositor.
Diseños que podrían permitir al intérprete decidir sobre una amplia gama de posibilidades, desde la organización del fraseo melódico y rítmico hasta la manipulación del pulso. Son estas manipulaciones y libertades las que conforman un punto de inflexión tan significativo. Las que resultan de proponer y representar un estilo basado en el hecho de no estar atado a limitación alguna, en contraposición con otro estilo cualquiera, donde la estructura y la forma son regla y efigie de habilidad y arte compositivo.

El disco Ingenium, recoge una serie de sonatas para violín solo y bajo continuo creadas desde distintas posturas expresivas del ingenio compositivo atribuido al stylus phantasticus.
Por denotar dos ejemplos contrastantes mencionamos la Sonata I de Ignazio Albertini y la Sonata VI de Giovanni Battista Fontana.

En su Sonata I, Albertini comienza con un Praeludium. Allegro desplegando una línea melódica sobre acordes que permanecen inmóviles por momentos, a modo de pedal. Un mapa sonoro idóneo para utilizar arpegios y escalas de largo aliento que serán característicos del stylus phantasticus. Un material compositivo que deviene en marco potenciador creativo para el instrumentista intérprete, posibilitando la organización de patrones y modelos rítmicos o demarcando y acentuando posibles microfrases.

En este preludio de 22 compases encontramos la conducción hacia un momento álgido, hacia un clímax retórico exactamente en el compás 13, el sitio puntualmente resultante de una proporción “dorada”, a la manera de Fibonacci, al .618 del equilibrio perfecto. Un evidente ejemplo de la intención de un artífice por mostrar su ingenio compositivo estructurando la ecuación del punto áureo dentro del stylus phantasticus.

En contraste con esta obra, se interponen obras como la Sonata VI de Giovanni Battista Fontana, una pieza de largo aliento, a la manera de la canzona, es decir, que no tiene unas secciones divididas y espaciadas por distintos movimientos. Una pieza que no describe largos bordones sobre los cuales desarrollar un discurso melismático, como se observa en las obras de Albertini, Giovanni Antoni Pandolfi Mealli, Heinrich Döbel o Heinrich Ignaz Franz Biber. Más bien, Fontana parece querer revelar la virtud de un ingenio rítmico, de la extravagancia en el diseño y sucesión del valor rítmico de sus frases. Un muestrario de posibilidades y combinaciones rítmicas y métricas que hacen de la línea melódica una representación multiforme de sucesos afectivos que van del adagio más “expresivo” a la formulación rítmica más ágil, intempestiva y aparentemente arbitraria. Un discurso retórico que condensa una exuberante fantasía combinatoria de ritmos y frases que parecen querer, a demás de conmover al escucha, transmitir una intención de mostrar las posibilidades compositivas ingeniosas que puede ofrecer su autor.

A la par de las sonatas para violín, Ingenium incursiona en una selección de tocatas y preludios extraídos de distintas tradiciones compositivas del repertorio organístico y clavecinístico, permitiéndonos abordarlos haciendo praxis de ese ingenium interpretativo en lo referente a la instrumentación y adaptación de sus distintas voces.
Obras de Georg Böhm, Girolamo Frescobaldi y su Toccata per spinettina, è Violino o Nicolaus Bruhns a partir de la unión de uno de sus Praeludium y su fantasía coral Nun Komm, Der Heiden Heiland, que anteceden con color y fantasía a las sonatas. Piezas introductorias, a modo de preludio, de improvisación prefigurante o conjunción pontífice entre dos discursos distintos (o dos sonatas de autores y tonalidades diferentes). Y es que, en un concierto o en un disco, “¿a menudo no tienen que ser conducidos de una tonalidad a una segunda tonalidad, completamente opuesta y extraña, si una canción ha de seguir después? Esta circunstancia (…) ciertamente pertenece a las características del estilo fantástico”. Johann Mattheson en su Das beschützte Orchestre (La orquesta protegida) de 1717.

A partir de estos contextos, Ingenium quiere remarcar una interacción entre el compositor y el intérprete, donde el discurso explícito y la libertad en el imaginario encuentran una representación con base en el ingenio. Una representación que en su búsqueda retórica por instruir, conmover y deleitar (docere, movere et delectare) al espectador, construye un lenguaje fantástico que escapa a la norma para insertarse en la osadía creativa.
Donde la creación del arte se basa en la restricción y la norma, aparece el stylus phantasticus para yuxtaponer su opuesto y representar un terreno virgen donde todo cesa y todo es posible.

Pavel Amilcar

descuentos especiales

15,95 €

Vanitas
Ingenium
Obras de Pachelbel, Mealli, Böhm, Döbel...

15,95 €

Vanitas
Johann Sebastian Bach
Variaciones Goldberg
31,90 €
30,31 €

15,95 €

Vanitas
Ingenium
Obras de Pachelbel, Mealli, Böhm, Döbel...

15,95 €

Vanitas
Johann Sebastian Bach
Variaciones Goldberg

15,95 €

Vanitas
Bartolomé de Selma y Salaverde
Orfeo Celeste
47,85 €
43,07 €

+ del mismo sello

15,95 €
Vanitas
Johann Sebastian Bach
Variaciones Goldberg
15,95 €
Vanitas
Bartolomé de Selma y Salaverde
Orfeo Celeste
LA QUINTA DE MAHLER

Nuestro espacio

La Quinta de Mahler
Teléfonos:
91 8053899
91 8961480

El local de la calle Amnistía, 5 de Madrid está cerrado al público por finalización del contrato de arrendamiento. Reabriremos en una nueva ubicación física en Madrid lo antes posible.

Durante este tiempo, seguiremos atendiendo sus pedidos web y telefónicos.

Horario de atención telefónica:
Lunes a viernes
10:00-15:00