buscar

Orfeo | SIGLOS XX Y XXI | SINFONICA (1 CD)

Facebook Twitter

precio

17,95 €

Richard Strauss
Así habló Zaratustra; Don Juan; Till Eulenspiegel


REF.: C878141A
EAN 13: 4011790878126
24 horas: Si realiza el pedido hoy, este producto estará listo para ser enviado el martes 22/10/2019

Andris Nelsons y la City of Birmingham Symphony Orchestra han querido contribuir a la tarta del 150 aniversario natalicio de Richard Strauss con un programa de campanillas en torno a los primeros -y más famosos- poemas sinfónicos del compositor. En su lectura de Don Juan, el joven director pone el acento en el humor desvergonzado, socarrón e inmoral del mítico personaje sin olvidar el virtuosismo orquestal ni los efluvios románticos que acompañan sus andanzas, mientras que en Las aventuras del joven Till Nelsons y la CBSO exprimen a conciencia la miríada de timbres que Strauss dibuja al detalle para ilustrar las bromas de aquél. Por otro lado, la homogeneidad requerida por el celebérrimo Así habló Zaratustra -"libremente basado en Nietzsche", como afirmó el compositor- es cumplimentada por Nelsons con una batuta templada y alérgica al exceso, aunque consciente en todo momento de la solemnidad anchurosa y filosófica del programa. Un nuevo acercamiento de Nelsons y la CBSO al universo del compositor alemán que, siguiendo los pasos de sus muy elogiadas Vida de héroe y Sinfonía alpina, está llamado a convertirse en uno de los acontecimientos discográficos del Año Strauss.


FECHA DE PUBLICACIÓN
01/04/2014

INTÉRPRETES
City of Birmingham Symphony Orchestra
Andris Nelsons, dirección


CONTENIDO
Richard Strauss (1864-1949):

Also sprach Zarathustra op. 30 32’02
1 Einleitung 2’04
2 Von den Hinterweltlern 3’40
3 Von der großen Sehnsucht 1’42
4 Von den Freuden und Leidenschaften 1’48
5 Das Grablied 2’26
6 Von der Wissenschaft 3’58
7 Der Genesende 4’37
8 Das Tanzlied 7’54
9 Das Nachtwandlerlied 3’41

10 Don Juan op. 20 18’01

11 Till Eulenspiegel op. 28 15’28

1 CD - DDD - 65'43'

RESEÑA (La Quinta de Mahler)

El disco del año Strauss

Pablo-L. Rodríguez

Todo comenzó en Birmingham para Andris Nelsons (1978) con el Don Juan de Strauss. Corría el mes de septiembre de 2007 y un joven maestro letón de 28 años, que jamás había pisado el podio del Symphony Hall de la ciudad británica, se puso al frente de la City of Birmingham Symphony Orchestra (CBSO) —inmersa por entonces en la sustitución de Sakari Oramo— para preparar un concierto privado que incluía esa obra de Strauss junto a la Novena de Dvorak. Para el puesto titular del conjunto británico habían sonado los nombres de Gustavo Dudamel, Daniel Harding, Ilian Volkov, Paul Daniel, Tugan Sokhiev o Vladimir Jurowski, todos bien conocidos por el público del lugar, pero sucedió un milagro: en poco más de una hora de ensayo con ese poema sinfónico de Strauss en los atriles, los músicos de la CBSO quedaron cautivados con la personalidad musical del joven Nelsons y comenzaron a enviar mensajes entusiastas a su director ejecutivo para que lo contratase. Esas expectativas se verían confirmadas poco después cuando, un lluvioso domingo de noviembre, el maestro letón cosechó un imponente éxito en su debut ante el público birminghense dirigiendo esas mismas composiciones. El crítico Norman Lebrecht, que asistió al evento, además de reconocer que había nacido una estrella en el olimpo de la dirección orquestal, añadió que en Don Juan había percibido un sonido diferente del que conocía en la CBSO: un tono cálido, luminoso y refinado con contrastes imponentes, dramáticos e intensos. En realidad, la orquesta inglesa había comenzado a descubrir la música de Richard Strauss de la mano de este joven maestro y pronto haría lo mismo con la de Tchaikovsky, compositores ambos que ni Simon Rattle ni tampoco Sakari Oramo habían frecuentado en sus programas con la CBSO durante sus respectivas titularidades. De hecho, el primer registro conjunto de Nelsons al frente de la CBSO, que se produjo pocos días después de su primer encuentro con la orquesta e incluyó el Concierto para violín de Tchaikovsky para Sony Classical con la violinista letona Baiba Skride, sirvió para que el sello Orfeo, donde hasta el momento Nelsons había grabado varios discos como acompañante de la violinista Arabella Steinbacher, iniciase una serie de registros en solitario al frente de la CBSO. Esa serie se ha centrado principalmente en sinfonías y poemas sinfónicos de Tchaikovsky (las tres últimas sinfonías junto a Hamlet, Romeo y Julieta y Francesca da Rimini) y Richard Strauss (Vida de héroe y la Sinfonía alpina junto a la suite de El caballero de la rosa y la Danza de los siete velos de la ópera Salomé), pero también ha incluido incursiones en Shostakovich (la Séptima sinfonía) y Stravinsky (el ballet El pájaro de fuego junto a la Sinfonía de los salmos). Este nuevo lanzamiento de la sección vinculada a Strauss se centra en tres de sus poemas sinfónicos más populares: Don Juan, Till Eulenspiegel y Así habló Zaratustra.

El nuevo disco de Nelsons coincide prácticamente con la conmemoración del 150 aniversario del compositor muniqués, que tendrá lugar el próximo 11 de junio; de hecho, estamos ante una verdadera celebración de su música y también ante uno de los más firmes candidatos para el disco del año Strauss. Las razones de ello las podrán comprobar a los pocos segundos de poner el CD en el lector: el pórtico del amanecer que inicia Así habló Zaratustra, popularizado por Stanley Kubrick en su película 2001, quizá nunca haya propulsado tanto la inmersión del oyente en esta fascinante composición; Nelsons no se obsesiona aquí con la monumentalidad ni con las referencias filosóficas del compositor sino con el aspecto puramente dramático de la obra, integrando ese famoso pasaje dentro de la oposición entre naturaleza y hombre,  o musicalmente entre Do mayor y Si menor, que abarca de principio a fin este extenso poema sinfónico: la primera tonalidad la escuchamos al comienzo con un motivo que representa la naturaleza con todos sus misterios evidenciados en ese Mi bemol que está fuera de la serie armónica natural y la segunda tonalidad aparece nada más iniciarse la primera de las ocho partes de la obra donde el hombre entra en acción con un complejo motivo tocado con pizzicatos por violonchelos y contrabajos. Nelsons ama sin concesiones la orquestación de Strauss y se recrea en cada detalle de la partitura, consiguiendo exquisiteces en los melódicos divisi de la cuerda, en los solos de la madera, las intervenciones del metal o el manejo de los tutti, pero la clave de su extraordinaria interpretación reside en la cohesión entre cada una de las partes de la obra y en el manejo de las transiciones: el vertiginoso crescendo que conduce a De las alegrías y las pasiones es impresionante, el arranque de la fuga en De la ciencia no permite que decaiga la tensión o encuentra su contraste ideal en el subsiguiente ambiente socarrón a lo Till Eulenspiegel que cierra esa parte; de igual forma, la intensidad contrapuntística y dramática de El convaleciente desemboca con total naturalidad en la humorada típicamente bávara de un vals vienés.

El rutilante arranque de Don Juan permite comprender la fascinación que Nelsons causó a los músicos de la CBSO, que se entregan sin remilgos a su versión a la par intensa e intimista de la obra, pero también el referido comentario de Lebrecht acerca del sonido de la orquesta. Esto último no creo que esté relacionado con nada estudiado o pretendido por el maestro letón, sino que estamos ante algo que surge de su amor a la orquestación de Strauss unido a su voluntad por ahondar en los aspectos dramáticos y narrativos de otro de sus poemas sinfónicos. El compositor muniqués plantea esta composición dentro del molde de una forma sonata a partir de tres citas del Don Juan de Nikolaus Lenau que reflejan la psicología del personaje: la pasión y el deseo que presiden la exposición, con un arranque en manos de Nelsons a la par intenso y preciso que combina con el refinamiento de los episodios de las conquistas protagonizados por los solos del violín y la madera; el triunfo del conquistador, que representa ese famoso tema de las cuatro trompas evocador del final de Die Walküre; o tras la reexposición donde el protagonista cae en la desesperación y se deja matar en un duelo, algo que Nelsons subraya alargando algo más de lo habitual la pausa que conduce a la coda final.

Por último, en Till Eulenspiegel, el maestro letón sigue un planteamiento muy similar, coloreando cada textura orquestal o dándole plena cohesión dramática; nuevamente encontramos ese sonido a la par transparente, intenso, refinado y luminoso en la CBSO que le permite subrayar los contrastes entre los diferentes episodios de este rondó con total naturalidad ya sean emotivos, violentos o humorísticos. 

La toma sonora procede de registros en vivo realizados en el Symphony Hall birminghense entre 2011 y 2013 que han sido convenientemente parcheados en estudio. Y, a pesar de no contar con la opción del SACD, se dispone una vez más del sello de calidad del productor Tim Oldham, bien conocido por sus extraordinarios registros orquestales para Hyperion o Chandos junto a los sellos de la London Philharmonic o la Filarmónica de Montecarlo. Desde luego, estamos ante uno de los mayores logros en la discografía de Nelsons inmerso este año en plena transición de su etapa en Birminghan a la que iniciará este año al frente de la Boston Symphony Orchestra.

descuentos especiales

17,95 €

Orfeo
Richard Strauss
Así habló Zaratustra; Don Juan; Till Eulenspiegel

17,95 €

Orfeo
Richard Strauss
Una sinfonía alpina; La danza de Salomé
35,90 €
34,11 €

17,95 €

Orfeo
Richard Strauss
Así habló Zaratustra; Don Juan; Till Eulenspiegel

17,95 €

Orfeo
Richard Strauss
Una sinfonía alpina; La danza de Salomé

17,95 €

Orfeo
Piotr Ilytch Tchaikovsky
Sinfonía 'Manfred'; Marcha eslava
53,85 €
48,47 €

+ del mismo compositor

17,95 €
Supraphon
Dagmar Pecková
Sinful Women
17,95 €
Pentatone
Richard Strauss
El burgués gentilhombre
17,95 €
Orfeo
Richard Strauss
Rosenkavalier-Suite; Vida de héroe

+ del mismo artista

17,95 €
Orfeo
Dmitri Shostakovich
Sinfonía nº 7 "Leningrado"
17,95 €
Orfeo
Richard Strauss
Una sinfonía alpina; La danza de Salomé
17,95 €
Orfeo
Piotr Ilytch Tchaikovski
Sinfonía nº 4; Francesca da Rimini

+ del mismo sello

17,95 €
Orfeo
Richard Strauss
Rosenkavalier-Suite; Vida de héroe
27,90 €
Orfeo
Johann Sebastian Bach
Sonatas y partitas para violín solo
LA QUINTA DE MAHLER

Nuestro espacio

La Quinta de Mahler
Teléfonos:
91 8053899
91 8961480

El local de la calle Amnistía, 5 de Madrid está cerrado al público por finalización del contrato de arrendamiento. Reabriremos en una nueva ubicación física en Madrid lo antes posible.

Durante este tiempo, seguiremos atendiendo sus pedidos web y telefónicos.

Horario de atención telefónica:
Lunes a viernes
10:00-15:00