buscar

Bru Zane | CAMARA | INSTRUMENTOS | RECITAL VOCAL | ROMANTICA Y NACIONALISTA | SINFONICA (3 LCD)

Facebook Twitter

precio

27,95 €

Théodore Gouvy
Cantata, obras sinfónicas y música de cámara


REF.: ES 1014
EAN 13: 9788493968670
Si realiza el pedido hoy, este producto estará listo para ser enviado el lunes 25/03/2019

Cada volumen de la nueva serie 'Retratos' de Ediciones Singulares, auspiciada por Palazzetto Bru Zane, estará dedicada a un compositor francés injustamente olvidado con la ambición de ofrecer una panorámica comprehensiva de su obra. Es el caso de este primer volumen dedicado al compositor Theodore Gouvy, quien se vería obligado a vivir y trabajar entre Francia y Alemania debido a la turbulenta situación de su Lorena natal. Tras su muerte, ninguna de las dos naciones reconocería su ciudadanía, pero es precisamente esta condición apátrida de Gouvy la que conferirá a su música un cariz muy especial que se nutre tanto del estilo apasionado de Mendelssohn como de la nobleza del academicismo francés. Como es costumbre en el sello escurialense, la presentación del producto -un libro-disco en encuadernación holandesa que aporta ensayos sobre Gouvy firmados por Alexandre Dratwicki, Olivier Schmitt y Étienne Jardin-, se antoja una obra de arte por derecho propio, trascendiendo las respectivas esferas de la música y la literatura hacia un nuevo concepto de soporte.


FECHA DE PUBLICACIÓN
03/02/2014

INTÉRPRETES
Clémentine Margaine, mezzo-soprano
Emmanuelle Swiercz, piano
Tedi Papavrami, violín
Trio Arcadis
Quatuor Cambini-Paris
Quatuor Parisii
Orchestre Royal Philharmonique de Liège
Orchestre National de Lorraine
Christian Arming y Jacques Mercier, dirección


CONTENIDO
Théodore Gouvy (1819-1898):

Cantatas, obras sinfónicas y música de cámara
Colección Portraits, vol. 1

CD 1

Sinfonietta
01 Adagio – Allegro 6:50
02 Scherzo. Allegro 6:15
03 Tema con variazioni. Andante 8:21
04 Finale. Allegro 6:51

Orchestre royal philharmonique de Liège
Christian Arming, direction

05 Fantaisie pastorale pour violon et orchestre 11:16
Tedi Papavrami, violon solo
Orchestre royal philharmonique de Liège
Christian Arming, direction

06 La Religieuse 12:00
Cantate pour mezzo-soprano et orchestre
Clémentine Margaine, mezzo-soprano
Orchestre royal philharmonique de Liège
Christian Arming, direction

Sérénades pour piano (extraits)
07 Sérénade nº 2 : Allegro con brio 3:33
08 Sérénade nº 14 : Allegro con brio 3:34
09 Sérénade nº 5 : Allegretto moderato 3:59
10 Sérénade nº 15 : Allegretto moderato 2:57
11 Sérénade nº 11 : Larghetto 3:40
12 Sérénade nº 17 : Prestissimo 2:30
Emmanuelle Swiercz, piano

CD 2

01 Le Giaour 13:21
Ouverture pour orchestre d’après Byron
Orchestre national de Lorraine
Jacques Mercier, direction

02 Jeanne d’Arc 11:43
Première ouverture de concert op. 13 d’après Schiller
Orchestre national de Lorraine
Jacques Mercier, direction

03 Le Festival 10:46
Deuxième ouverture de concert op. 14
Orchestre national de Lorraine
Jacques Mercier, direction

Quatuor à cordes en la mineur op. 56 nº 2
04 Allegro 10:14
05 Romance. Andante con moto 7:14
06 Tempo di minuetto. Allegro moderato 5:41
07 Finale. Allegro con brio 6:20
Quatuor Cambini-Paris

CD 3

Trio pour violon, violoncelle et piano nº 4 
en sol majeur op. 22
01 Allegro con brio 9:52
02 Larghetto 7:32
03 Minuetto. Moderato 4:58
04 Finale. Allegro vivo 6:17
Trio Arcadis

Quatuor à cordes nº 5 en ut mineur op. 68
05 Allegro con brio 7:20
06 Allegretto moderato 6:11
07 Andante con moto 6:56
08 Allegretto agitato 6:32
Quatuor Parisii

LIBRO

Alexandre Dratwicki The French Mendelssohn
Sylvain Teutsch A life spent between France and Germany
Olivier Schmitt The man and his works
Étienne Jardin Two Théodores: letters from Gouvy to Dubois (1891-1898)
Théodore Gouvy Personal thoughts

3 CD + LIBRO - DDD - 71'52'+65'23'+55'45'

RESEÑA (La Quinta de Mahler)

Théodore Gouvy: retrato fiel de un maestro al que llegó su hora

Juan Manuel Viana

Aunque ya en 1992 el dúo Tal & Groethuysen grabaron un monográfico en Sony —de temperatura algo tibia— con parte de su obra para piano a cuatro manos, puede afirmarse que el verdadero Gouvy-Renaissance, que al menos a nivel discográfico se encuentra ahora en pleno apogeo, arrancó con el excelente registro que K617 consagró en 1994 al maestro lorenés y que incluía su soberbio Réquiem (todo un descubrimiento) y la cantata dramática Le Printemps. A aquella grabación memorable han seguido, hasta hoy mismo, otras muchas, entre las que se cuentan el Stabat Mater y la cantata Egill, con Inva Mula y Olivier Holt (también en K617, que igualmente registró el Quinteto con piano op. 24), la escena dramática Électre con Françoise Pollet y Pierre Cao (2 CD K617, 1998), diversas canciones y tríos con piano (Orfeo, 1998), la Sonata para clarinete y piano op. 67 (Ligia, 2005), la obra para dos pianos por Martin y Dubois (Ligia, 2012), de nuevo más tríos por Voces Intimae (2 CD Challenge, 2012), las serenatas para flauta y cuerdas (Toccata, 2013) y, sobre todo, un formidable ciclo sinfónico a cargo de Jacques Mercier y la Deutsche Radio Philharmonie Saarbrücken Kaiserslauten (4 CD CPO, 2009-2013), que, además de las seis sinfonías, incluía la Sinfonía breve, la Fantasía sinfónica y la Sinfonietta. A todo esto deben añadirse dos importantes testimonios sinfónico-vocales, asimismo debidos al inquieto sello alemán: Iphigénie en Tauride (2 CD CPO, 2010) y Oedipe à Colone (2 CD CPO, 2012), que contribuyen a subrayar la verdadera estatura de este —hasta hace bien poco— perfecto desconocido.

“Que un músico de la importancia de Monsieur Gouvy sea aún tan poco conocido en París, y que tantos moscardones importunen al público con su obstinado zumbido, debería indignar a las mentes ingenuas que creen todavía en la razón y en la justicia de nuestras costumbres musicales”. En estos términos escribía Héctor Berlioz en Le Journal des débats, el 13 de abril de 1851, al poco de escuchar en París la Primera Sinfonía de Théodore Gouvy. Hijo de una acomodada familia de industriales metalúrgicos de ascendencia belga asentada en Lorena, Gouvy nació muy cerca de Saarbrücken, en la localidad de Goffontaine (hoy Schafbrücke) en 1819. Si sus dos hermanos mayores eran franceses por nacimiento, tras el Congreso de Viena, el Tratado de París de 1815 y los desplazamientos fronterizos entre Francia y Alemania, Gouvy nació (oficialmente) prusiano.

Su educación fue, sin embargo, netamente francesa, primero en Sarreguemines y Metz y posteriormente en París, donde estudió leyes sin ningún entusiasmo, hasta que decidió abandonar la tradición familiar y —económicamente independiente— consagrarse a la composición. Puesto que su nacionalidad le impedía, como a su futuro amigo Franz Liszt, ser admitido en el Conservatorio de París, Gouvy estudió a título particular con los mejores profesores del momento como Carl Eckert, con el que aprende el manejo del violín, o Pierre-Joseph Zimmermann, que enseñaría piano a Alkan, Franck o Clara Schumann. En 1842 viaja a Alemania, que para el joven artista representaba “la patria de la música instrumental”: conoce Maguncia y Fráncfort, escucha a Mendelssohn y a los Schumann en Leipzig y reside en Berlín, donde conoce a Liszt y descubre las obras de Bach, Gluck, Mozart y Schubert. Regresa a París en 1844 y ese año recorre Italia: en Roma conoce a Niels Gade y en Bolonia a Rossini, otra de sus futuras amistades. 

En torno a esa fecha, Gouvy compone sus primeras obras, pero el absoluto desinterés del público francés —entonces sólo receptivo al ballet y a la ópera— por los géneros sinfónico y camerístico —los preferidos del músico, como será también el caso de Louise Farrenc y Georges Onslow—, tendrá como consecuencia que la carrera del bilingüe Gouvy se desarrolle con mucho mayor éxito en tierras germanas que en la suya propia. Sus frecuentes viajes a Alemania y la amistad con Eduard Franck, íntimo de Mendelssohn, y Ferdinand Hiller le permiten disfrutar de enorme reputación en Colonia y Leipzig, donde sus sinfonías se interpretan con éxito. Muy afectado por la muerte de su madre en 1868, Gouvy se traslada a vivir con su hermano Alexandre, director de las fábricas familiares, a la villa de éste en Hombourg-Haut (actual sede del Instituto Théodore Gouvy), donde el compositor residirá hasta su muerte repentina, que tendrá lugar en Leipzig, el 16 de marzo de 1898, al poco de escuchar en Santo Tomás la cantata de Bach Gottes Zeit ist die allerbeste Zeit (La hora de Dios es la mejor de todas). Pocos años antes, había sido nombrado miembro de la Academia de Bellas Artes de Francia y de la Academia Prusiana de las Artes en Berlín. 

El catálogo de Gouvy, con más de 160 obras (de ellas, casi un centenar con número de opus), no elude ningún género: desde la breve pieza pianística a 2 y 4 manos (sonatas, serenatas, estudios, variaciones…) y la mélodie (40 poèmes de Ronsard, La pléiade française) hasta la cantata dramática y el oratorio (Polyxène), las páginas de ámbito religioso e, incluso, la ópera (Le Cid, Fortunato, Didon). Pero sobresale particularmente allá donde sus coetáneos franceses se aventuraron menos: en el terreno orquestal y en el de cámara (al que consagró 5 tríos con piano, 11 cuartetos de cuerda, 6 quintetos de cuerda, sextetos, octetos, nonetos, serenatas, dúos, sonatas, danzas y otras piezas de menor calibre).

Con el respaldo del Palazzetto Bru Zane, artífice de tantas maravillas discográficas que han visto la luz en los últimos años y que tanto esfuerzo consagra a la recuperación del patrimonio musical francés más olvidado, Ediciones Singulares dedica este primer volumen de su colección Portraits (Retratos) a Gouvy. Son muchos los atractivos de este apasionante libro-disco, pues al aliciente de completar la discografía del músico lorenés ya disponible con primeras grabaciones mundiales se añade el interés documental de los diversos ensayos contenidos (“Le Mendelssohn français” de Alexandre Dratwicki, “Une vie entre France et Allemagne” de Sylvain Teutsch y el más extenso de todos, “L’homme et son oeuvre” de Olivier Schmitt), a los que se suman una selección de las cartas de Gouvy a su amigo Théodore Dubois y una antología de pensamientos del homenajeado que iluminan con justeza las complejas relaciones de Gouvy con el mundillo musical francés: “Cada vez más, siento que no tengo patria aquí; encuentro todo mezquino, enojoso, retrasado culturalmente”. “[He decidido] retomar el bastón de peregrino y buscar en el extranjero lo que no encuentro en mi país”. “Esto mide el criterio de los parisinos: sus mejores compositores, Gounod, Bizet, Massenet, no encuentran el éxito al principio más que en Alemania”. 

Pero ante todo, y esto es lo decisivo, prima la extraordinaria envergadura musical de las obras elegidas, casi todas desconocidas. Si la escena lírica La Religieuse (1875) —que alcanzaría cierto renombre en la voz de Pauline Viardot— es, en su concisión, un modelo de cantata dramática al estilo de las escritas para ese codiciado Premio de Roma al que el compositor, en su condición de prusiano, no podía concurrir, las Sérénades pianísticas (se han seleccionado aquí 6 de un total de 20 fechadas entre 1855 y 1878) reivindican el encanto intimista y la frescura melódica de las miniaturas de Schubert y los Lieder ohne Worte mendelssohnianos, mientras la Fantaisie pastorale para violín y orquesta representa la única pieza concertante del catálogo de Gouvy (sería un equivalente a la berliozana Rêverie et caprice). 

Pero las mayores sorpresas llegan del puñado de piezas de cámara y orquestales reunidas en los CD II y III. Si la Sinfonietta del CD I —tributo de Gouvy al clasicismo vienés— ya era conocida por la grabación de Mercier en CPO (aquí la dirige con gran energía y no menos acierto Christiang Arming a la Filarmónica Real de Lieja), las oberturas Le Giaour, Jeanne d’Arc y Le Festival son tres desconocidas obras maestras que muestran la habilidad de Gouvy a la hora de elaborar música descriptiva o con pretensiones programáticas. Le Giaour (1878) —que podríamos emparentar con las oberturas berliozanas de análoga base literaria— se inspira en el extenso poema narrativo homónimo de Byron publicado con gran éxito en 1813. Un relato de ambientación turca que mezcla amores, venganza, sangre y vampirismo, con tres protagonistas: El Giaour (o “no creyente”) que ama a Leila, integrante del harén de Hassan, que la ejecutará y arrojará al mar. El Giaour matará a Hassan y, a su muerte, será condenado a convertirse en vampiro (recordemos que, en 1827, el texto de Byron inspiró a Delacroix su célebre Combate del Giaour y el Pachá). Junto a esta obra y Jeanne d’Arc op. 13 (1858), basada en Schiller, Le Festival op. 14 (1858) completa este trío de grandes oberturas de Gouvy: una contundente plasmación de la influencia alemana —de Beethoven a Mendelssohn vía Weber— en la escritura orquestal de su autor, sin duda el mayor sinfonista francés de su generación, que Jacques Mercier y la Orquesta Nacional de Lorena traducen con toda la exactitud de matices y la encendida fibra romántica requeridas. Por último, las páginas de cámara elegidas, el Trío con piano nº 4 op. 22 (1858) y, en especial, los Cuartetos de cuerda nº 4 op. 56 nº 2 (1873) y nº 5 op. 68 (1874) nos muestran a Gouvy en plenitud de su escritura camerística, completamente asimilados ya los modelos centroeuropeos más queridos, de Haydn y el primer Beethoven a Mendelssohn y Brahms. 

Todas las versiones, sobresalientes en su conjunto, hacen honor a un repertorio que debería figurar, sin complejos y por derecho propio, en las programaciones de las salas de conciertos. Apuestas como ésta de Ediciones Singulares merecen —en medio de la superficialidad que domina entre tantas publicaciones innecesarias— la más entusiasta de las recomendaciones. Esperamos que a este inaugural volumen consagrado a Gouvy sigan otros muchos Portraits tan reveladores, instructivos y primorosamente editados como éste.

descuentos especiales

27,95 €

Bru Zane
Théodore Gouvy
Cantata, obras sinfónicas y música de cámara

17,95 €

Timpani
Florent Schmitt
Le Petit Elfe Ferme-l’Œil; Introït, Récit et Congé
45,90 €
43,61 €

27,95 €

Bru Zane
Théodore Gouvy
Cantata, obras sinfónicas y música de cámara

17,95 €

Timpani
Florent Schmitt
Le Petit Elfe Ferme-l’Œil; Introït, Récit et Congé

16,95 €

Alpha
Fauré & Franck
Sonatas para violín y piano
62,85 €
56,57 €

+ del mismo compositor

17,95 €
Orfeo
Théodore Gouvy
Tríos para piano Nos. 2 & 3

+ del mismo artista

33,90 €
Zig-Zag Territoires
Tedi Papavrami
Obras para violín solo
16,95 €
SWR Classic
Wolfgang Rihm
Two Other Movements, Abkehr, Schattenstück
16,95 €
Alpha
Fauré & Franck
Sonatas para violín y piano

+ del mismo sello

27,95 € 25,15 €
Bru Zane
Théodore Dubois
Música sacra y sinfónica
27,95 €
Bru Zane
Marie Jaëll
Música sinfónica; música para piano
27,95 €
Bru Zane
Félicien David
Christophe Colomb y otras obras
LA QUINTA DE MAHLER

Nuestro espacio

La Quinta de Mahler
Teléfonos:
91 8053899
91 8961480

El local de la calle Amnistía, 5 de Madrid está cerrado al público por finalización del contrato de arrendamiento. Reabriremos en una nueva ubicación a principios de año.

Durante este tiempo, seguiremos atendiendo sus pedidos web y telefónicos.

Horario de atención telefónica:
Lunes a viernes
10:00-15:00

DESTACADO